Aventura en la noche de San Juan (parte III)

aventura

Una nueva aventura, con la primera campanada todos nos sumergimos y sentí como una presencia me abrazaba, cada vez que me volvía a sumergir sentía como esa presencia me apretaba el pecho. Pensé que a mi cuerpo no le gustaba el agua fría y salí por mi toalla. Necesitaba secarme y calentar mi cuerpo, aunque mi amiga tenía otros planes. Me halo del brazo, déjalo me dijo. Nos secaremos mientras bailamos en la fogata.

Bailamos nuevamente esta vez todos empapados y podía sentir esa presencia del agua cerca de mí, parecía como si bailará con nosotros. Un ser fantasmal que se movía al son de la música en forma de ráfagas de luz tenue. Podía ver cómo con cada movimiento se mezclaba con cada uno de los cuerpos hasta con el mío. Viendo su fulgor en la vista de los demás.

Desperté al día siguiente a la orilla de la playa llena de arena. Si fui violada no lo sé, no me sentía así. Me sacudí al levantarme y al voltearme, todos estaban de pie en la arena mirándome. Mire al suelo. Donde una vez tenía una sombra hoy tengo dos. Ahora pertenezco a un culto de seres oscuros. 

¿Te gusta?, compártela. ¿Tienes preguntas?, escríbeme o deja un comentario. Quiero saber de ti…

8 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *