Festejando en pandemia

festejando

A pocos días de despedir el año 2020 y a la puerta de las navidades nos vemos festejando en pandemia. Unas celebraciones distintas, pero aun así festividades.

Hay distanciamiento social y uso de mascarilla para donde quiera que asistíamos, que combinan con nuestro ajuar. La esencia a desinfectante y alcohol son los perfumes de moda tanto para hombres como mujeres.

Siempre se ha dicho que las navidades son tiempos de reflexión, de proponernos nuevas metas y cambios para el año venidero, aunque las metas de este año no se cumplieron del todo, si debimos aprender de el.

Aprendimos a cocinar recetas nunca intentada. Donas, brownies, arroz chico y no sé cuántas cosas más se probaron en esta temporada de aislamiento. Probamos nuestro espíritu, el refrán “no tengo paciencia ” se transformó a una conciencia de cuidado. Donde pensar en nuestra salud pudo más que los momentos innecesarios de la vida.

Festejamos una acción de gracias distinta y una navidad peculiar, pero el amor que se siente por la familia se siente hoy más que ayer. Anhelamos el calor del abrazo de mami, y no me discutan que la sazón también. Aunque lo más que anhelo es saber que estará a salvo durante esta época diferente.

Difícil no es el adjetivo que le pondría a estas festividades sino esperanzadoras. Tíldeme de loca, pero estas navidades pienso en lo bendecida que he sido. He sufrido todas las etapas de la pandemia miedo, ansiedad, insomnio y aceptación, pero no la indiferencia de sentirme inmune a ella.

¿Te gusta?, compártela. ¿Tienes preguntas?, escríbeme o deja un comentario. Quiero saber de ti…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Related Post