¿Cuándo ya no esté?

cuándo

¿Cuándo ya no esté? Ese momento que a todos nos toca, pero nadie está preparado para él. El segundo en que nuestros ser se desprende del cuerpo para unirse al universo, a ese más allá que no sabemos cómo será.

¿Dolerá? Es una pregunta que se cuela en mi cabeza, aunque al analizarla pienso más en lo que sufrirán los que están a mi lado.

¿Cuándo ya no esté? El vacío y la desesperación se apoderará de ustedes, pero pasará. Se los aseguro, eso no significa que no les duela mi partida es solo que nos acostumbramos a ella.

Me gustaría que la felicidad no los abandone y que se enfoquen en sus metas y sueños, no las detengan por mí.  Por que donde este solo sentiré orgullo por ustedes.

Ya no estaré para escucharlos y darles un consejo, aun así, tendrán amigos y familia que estarán allí para ustedes. Si no es el caso tomen la decisión por su propia cuanta, está permitido cometer errores. Lo que no está permitido es no seguir intentando hasta hacerlo bien. 

No podre ver la naturaleza y disfrutar de un café acompañado de un libro. Ya no comeré mi comida favoritos, aunque lo más que extrañare serán los abrazos. Los abrazos fuertes y apretados juntos a los besos que con ternura nos damos.

Quemen mis retos y que sirvan de abono a la tierra, es lo último que puedo hacer por ella. Tomen mis cosas y las que no quieran dónenlas. Háganlo tan pronto puedan, no las idealicen, yo no estaré allí. No les deje dinero, no tengo. Aunque espero haber dejado en ustedes gratos recuerdos.

¿Cuándo ya no esté? No es obligatorio llorar y todo será diferente, serán nuevas vivencias para ustedes. Para mí, no sé lo que me espera.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Related Post